movil, Tecnologia

Lumia pierde la baza de la camara

En ocasiones, cuando se suma uno más uno el resultado puede ser cero. Al menos esa es la sensación que algunos tienen desde que Microsoft compró Nokia. Tras desaparecer la marca de la empresa finlandesa en los prometedores teléfonos Lumia, estos parecen estancados y la cuota de mercado de Windows Phone desciende ligeramente, según los datos proporcionados por Kantar.

El futuro no pinta mucho mejor. Un informe de IDG eleva la cuota mundial de Windows Phone en 2018 al 5,6% frente al 2,7% actual. Lo que supone que este sistema seguiría siendo demasiado minoritario. Estas cifras incluso nos permiten dudar de que la plataforma móvil de Microsoft siga existiendo dentro de cuatro años.

El próximo 21 de enero Microsoft realizará un evento en el que posiblemente muestre una versión beta de Windows Phone 10, quizá el último cartucho que le queda a los de Redmond para lograr seducir a los desarrolladores de aplicaciones y a los fabricantes de teléfonos. El escepticismo de ambos es una de las grandes losas que pesa sobre este sistema operativo.

Un escepticismo bastante comprensible por otra parte, ya que la empresa estadounidense parece haber hecho todo lo posible para que las cosas salieran mal. Resulta por ejemplo increíble que la mejor versión móvil de Office no sea la de Windows Phone, sino la del iPhone y el iPad. Está bastante claro el mensaje que algo así transmite a los desarrolladores de aplicaciones.

También resulta desconcertante que perteneciendo Nokia a Microsoft se lanzasen teléfonos con Android sin acceso a la Play Store de Google. Unos productos que no convencieron a casi nadie. Aquello tenía toda la pinta de ser un globo sonda para ver qué tal recibía el mercado un producto de Microsoft con Android, aunque alejado del ecosistema de Google, por si había que abandonar el barco de Windows Phone.

Las aplicaciones olvidadas por Windows

Por cosas así no es de extrañar que demasiadas aplicaciones importantes presentes en Android y en iOS no existan para Windows Phone ni haya planes de que vayan a existir. Otras apenas reciben actualizaciones, como es el caso de Instagram, que desde marzo permanece congelada.

En el terreno del hardware las cosas van incluso peor. El último que abandonó el sistema de Microsoft fue Huawei y además con una crítica demoledora: “Nadie hace dinero con Windows Phone”. HTC ya es la única gran empresa que parece interesada en seguir manteniendo algún móvil con Windows, el HTC One M8.

Windows_Product_Family_9-30-Event-741x416

Pero quizá el principal motivo de alarma está en los Lumia. Desde que la marca Nokia desapareció también parecen haberse esfumado los planes para lanzar terminales que aumenten el interés por Windows Phone. Sobre todo llama la atención que no aún no haya anunciado la renovación del Lumia 1020, un teléfono que marcó un hito en la fotografía móvil cuando fue lanzado a mediados de 2013.

De hecho, las cámaras de los Lumia ya no son tan interesantes como lo eran hace unos meses. Tanto iOS 8 como Android permiten a los desarrolladores crear aplicaciones con controles manuales de cámara. Algunos teléfonos con el sistema de Google también pueden almacenar los archivos RAW de las fotos hechas con ellos.

Dos características que hasta hace pocos meses sólo podíamos encontrar en los Lumia. Además, otras tecnologías fotográficas que en su día distinguieron a estos móviles, como el estabilizador óptico de movimiento o la posibilidad de usar zoom, también se han comenzado a ver en otros teléfonos.

El periodista Steve Litchfield, uno de los mayores expertos en la tecnología fotográfica de los teléfonos Nokia, decía hace poco que la superioridad en el terreno de la imagen de estos móviles es cosa del pasado. Un razonamiento al que llegaba tras comparar la cámara del Lumia 1020 con la del Samsung Galaxy Note 4 y comprobar que esta última era superior.

Ante este panorama a Microsoft no le queda más remedio para revitalizar Windows Phone que presentar algo verdaderamente rompedor el próximo día 21. Las aplicaciones universales compatibles con ordenadores y móviles de Windows 10 son un buen punto de partida. Pero hace falta más, mucho más, para que la cuente con una verdadera alternativa a la tecnología móvil que ofrecen Google y Apple.

Leer más:  Lumia pierde la baza de la cámara: será Windows 10 o no será – Noticias de Tecnología  http://bit.ly/1wT6wX6

Advertisements
Standard

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s